Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

12 cosas que harán pensar que mejor es dejarlo ir… (confía en tu destino)

¡Las puertas están abiertas para que te vayas!

¡Las puertas están abiertas para que te vayas!

El amor de pareja no está hecho para todo el mundo; y en muchísimas oportunidades tenemos que dejar ir y seguir con nuestro camino.

Ahora bien ¿cuándo sabemos que esa decisión es irremediable?

En Hey Hey Hello te ayudamos a aliviar tu corazón y tomar la decisión oportuna de renunciar a cosas que no te harán falta (¡Te lo aseguramos!):

Si te interesó esta nota, te recomendamos leer:

10 cosas en las que fallas cuando comienzas una relación

Ariana Grande no se deprime por amor y ésta es la poderosa razón

1. Llevan mucho tiempo saliendo y la otra persona no se entrega por completo.

Aún le cuesta confiar en ti, entregarse al amor y bueno descubrir que eres una persona maravillosa.

2. Te dice mentiras.

Incluso de cosas tontas que te hacen pensar ¿por qué no confía en mí y me dices mentiras en cosas sin importancia?

3. ¿Son novios o qué?

No está claro qué tipo de relación mantienen ambos: a veces son novios, otras veces quizá son amigos.

4. Se excusa diciendo que es una persona difícil.

Todos somos difíciles, pero cuando nos gusta alguien cedemos y hacemos lo posible para que las cosas funcionen.

5. Estás cansada.

Estás pensando en que la soltería no es mala, que te permite estar más enfocada en tus cosas y que puedes salir con otras personas increíbles.

6. Siempre tiene un problema.

Además de tus problemas cotidianos, también debes lidiar con los de él que son bien intensos y estresantes.

7. La vida está pasando…

Y sientes que te estás convirtiendo en una persona mayor que desea estar tranquila, sentirse querida y lograr sus metas.

8. No hay un plan a futuro.

Si aún ni siquiera se comporta como un novio; olvídate de todo lo demás… ¡será imposible!

9. Te sientes bien contigo misma.

No tienes miedo de estar sola, pues así es que has estado gran parte de tu vida y todo ha salido bien.

10. Hay metas que te urgen alcanzar.

No estás tan satisfecha con tu estado económico o tu calidad de vida; y debes poner manos a la obra en eso.

11. Es inmaduro.

No tiene claro las cosas que quiere ni mucho se esfuerza por alcanzarlas. Siempre está en una evasión, lamento o con la sombra de su pasado.

12. Siempre pone límites.

Las cosas se hacen como él quiere, en el momento que él diga y cuando lo desee; pues le cuesta compartir y comprometerse.

¿Ya nos sigues en Facebook?