advertisement advertisement
Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

La forma correcta de conservar una botella de vino abierta (según expertos)

Toma nota

¡Que nada se desperdicie!

¿Sabes cómo conservar una botella de vino abierta?

El vino es la bebida perfecta para agasajar a cualquier invitado inesperado, pero también para relajarnos después de un duro día de trabajo. Además, sus beneficios para la salud pueden ser insuperables, sin contar que su sabor es realmente exquisito.

Te puede interesar

11 tips para endulzar la relación y evitar conflictos

«Me lo hubieras pedido», el lema que puede terminar con cualquier relación

¡Échale un ojo al Facebook de Hey Hey Hello! 😉

Por todos estos motivos, creemos que tener un par de botellas en casa puede ser una genial idea, pero ¡eso sí! es necesario saber cómo deben ser conservadas de la manera adecuada.

Advertisement

Es decir, que su contenido no se arruine con el paso de los días, y por lo tanto NO suframos una gran desilusión a la hora del descorche.

Entonces, si quieres conservar tus botellas de vino como un experto, te compartimos algunos trucos para lograrlo.

¡Checa y ponlos en práctica desde ya!

¿Sabes cómo conservar una botella de vino abierta?

1. Las botellas de vino se deben reservar en un lugar que NO supere los 17 grados centígrados, pues se pone en riesgo el contenido de la botella.

Por esta razón, no es buena idea almacenarlas en la cocina o un espacio próximo al calor.

2. También es necesario evitar colocarlas en un espacio con mucha luz, ni tampoco en lugares que liberen olores invasivos.

3. La manera correcta de reservar las botellas es con dirección horizontal.

Esto permitirá que el corcho se mantenga húmedo y por lo tanto no se altere la hermeticidad de la botella.

4. La temperatura ideal para reservar un vino es de 13 grados centígrados, y sobre todo es importante que no haya cambios bruscos en el lugar de almacenamiento.

5. Sobre la humedad, lo recomendable es que el ambiente tenga un promedio de 85%, así se asegura que el corcho también tenga elasticidad en su cara externa.

6. También es importante saber que los vinos de color se conservan mejor que los vinos blancos.

Sin embargo, según los expertos, hay vinos blancos como los de Chardonnay, Semillón o Riesling que pueden hasta mejorar después de unos cinco y hasta diez años de almacenarlos.

7. De igual manera, los vinos jóvenes soportan mejor el contacto con el aire que los vinos viejos.

8. Un vino destapado no puede durar más de 3 o 4 días.

Cuéntennos, ¿qué otros trucos usas para reservar tus vinos?

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Advertisement