advertisement advertisement
Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

5 cosas que no debes hacer si estás enojada con tu pareja

No cedas al impulso

¡Te contamos!

Lo sabemos, cuando estás enojada eres otra, porque dejas que las emociones te dominen y se expresen como quieran.

Sin embargo, dejar que la negatividad o el impulso dominen una situación complicada, no es lo mejor para ti.

Te recomendamos:

7 cosas que demuestran que eres una mujer inteligente y exitosa

Así sabrás que un hombre se está enamorando de ti

¡Échale un ojo al Facebook de Hey Hey Hello!

Advertisement
😉

Porque podrías hacer cosas que empeoren la situación o que afecten a tu pareja y a la relación de forma importante.

Es importante recalcar que una cosa es que demuestres tu enojo de una forma saludable y otra muy diferente que te desquicies por completo y termines lastimando a tu pareja y a ti.

Por esto, si estás enojada, debes tomarte un momento para analizar tus emociones y para no terminar haciendo algo de lo que te arrepientas y te cueste muy caro superar:

5 cosas que no debes hacer si estás enojada con tu pareja

1. Hacer algo impulsivo.

Tal vez, creas que esto no lo puedes controlar y que solo te debes dejar llevar por la corriente, sin embargo, si se siente mal es porque lo es.

Necesitas escuchar a tu intuición y saber que lo que estás a punto de hacer no es nada agradable ni que te dará satisfacciones.

Solo causará que te sientas peor e incluso, que tú termines siendo la mala de la historia. Por esto, si estás enojada, no hagas nada que no harías cuando estás tranquila y feliz.

2. Decir algo que no sientes.

Esto va ligado con el punto anterior, en donde te dejas llevar por el enojo y dices cosas que no sientes.

Sin embargo, sí puedes detenerte, sobre todo, en aquellos momentos en donde sabes que la conversación no va a ningún lado o cuando el enojo va aumentando.

Porque una cosa es estar enojada y otra desquitarte con la persona que no tuvo la culpa.

3. Creer que tienes la razón.

Sí, habrá ocasiones en donde tú tengas la razón y tengan la solución al problema, pero debes tener en cuenta que se trata de cómo lo pides.

Porque si estás enojada y tienes la razón, parecerá que no es así y que solo estás a la defensiva o deseas que solo se haga tu santa voluntad, para que así tu pareja sea el perdedor.

Incluso, si sabes que tu pareja es muy terco y tú te pones en el mismo nivel, la discusión se volverá muy tóxica y nunca terminará. Por esto, debes aprender a ceder y a soltar cuando sea necesario.

4. Insistir.

Tal vez, creas que tu enojo se pasará rápidamente si tu pareja contesta de inmediato tus preguntas o si todo se arregle al instante, pero muchas veces, se necesita de tiempo y paciencia.

Por lo que acorralar a tu pareja o insistir en resolver las cosas ya, no es lo mejor. 

Ya que, estás enojada y esto no te hace pensar de una forma razonable, incluso, no eres capaz de ver tus errores, por lo que es mejor tomarse un tiempo para calmarse, respirar, relajarse y seguir con la conversación.

5. No reconocer tus errores.

A nadie le gusta que le digan sus errores o defectos, pero es necesario tenerlos claros, para así modificar comportamientos y hacer lo mejor por la relación.

Sin embargo, si tú te cierras y crees que todo lo haces bien o eres perfecta, te estás equivocando y mucho.

Porque nadie es perfecto y aunque te equivocaste en esta ocasión, no significa que seas la peor mujer o pareja del mundo, sino que eres humana y puedes mejorar.

Por esto, si estás enojada, no te enfoques en defenderte o en asegurar que tú no fuiste la culpable, sino en calmarte y aceptar que esta vez te toca aprender y corregir.

Que aquí no hay un ganador o un perdedor, sino una pareja que está disponible a hablar con respeto y a mejorar por el bien de la relación.

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, TwitterInstagram y TikTok.

Advertisement