advertisement advertisement
Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

La reflexión que puede ayudarte a eliminar la culpa por lo que comes

Comer y sé feliz (conscientemente)

Toma nota

¿Cuántas veces has sentido culpa por lo que comes? ¿Cuántas veces no comes algo para evitar ese sentimiento de culpa pero te queda la insatisfacción de haberte perdido algo delicioso?

Te puede interesar

5 trucos que te harán ver como recién maquillada (en todo momento)

Los 5 tipos de atracción que debes sentir por tu pareja para que la r elación funcione

Advertisement

¡Échale un ojo al Facebook de Hey Hey Hello! 😉

Nosotros creemos firmemente que mejorar nuestra relación con la comida es el primer paso para «hacer una dieta».

De nada sirve sólo eliminar alimentos si el resto de lo que comamos no lo vamos a disfrutar o será un suplicio.

Tampoco es reconfortante saber que aunque comamos delicioso, poco a valer si no logramos dominar nuestra culpa.

La reflexión que puede ayudarte a eliminar la culpa por lo que comes

En la cuenta de Instagram de Pia Watanabe, encontramos una reflexión que es importante para mejorar tu relación con la comida, con tus emociones y con tu cuerpo.

¡Mira el video!

» data-instgrm-version=»13″>
style=» background:#FFF; border:0; border-radius:3px; box-shadow:0 0 1px 0 rgba(0,0,0,0.5),0 1px 10px 0 rgba(0,0,0,0.15); margin: 1px; max-width:540px; min-width:326px; padding:0; width:99.375%; width:-webkit-calc(100% – 2px); width:calc(100% – 2px);»>

View this post on Instagram

A post shared by Pia Watanabe (@piafitmess)

En la descripción del video ella dice:

«Parece chiste, pero es anécdota. Alguna vez fui la Pia de chompa roja que le decía a una amiga que si no podía comerse una manzana, era porque no tenía suficiente hambre.

O SEA, QUE? 🥲🤯 Hoy miro atrás y me da vergüenza haber pensado eso. Me da pena también porque fue una frase que leí en internet en ese entonces y se me quedó grabada.

Qué pena que fue eso y no un “oye, está bien y es válido el hambre emocional”, “está bien si no tienes ganas de una manzana y te provoca papitas fritas”.

Al final, es mejor comerte unas papitas fritas feliz 🍟, que comerte una manzana pensando en cómo estuvieras disfrutando otra cosa.

Tu hambre o antojos son válidos. Y una manzana no determina ninguna de ellas 🌟».

Nos quedamos con estos últimos dos párrafos, disfruta de lo que comes, disfruta de quien eres, pero hazlo siendo consciente.

No pienses que sólo con mucha hambre podrías comer un vegetal o una fruta y tampoco rechaces una botanita, encuentra un equilibrio y evita los excesos.

No caigas en la trampa de la culpa y cuida tus emociones desde tu alimentación.

Síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Advertisement