Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

Así es la vida cuando tienes ansiedad funcional oculta

¡Reconócelo y supéralo!

¡Reconócelo y supéralo!

¿Sabías que detrás de hábitos como morderte las uñas, pasarte los dedos por el cabello o hacer una lista súper planificada con tus prioridades del domingo, podría estar oculta una crisis de ansiedad?

Nos ha pasado a muchas, en menor o mayor grado, y lo que hemos aprendido es que para hacerle frente y superarla, lo primero que debemos hacer es identificar los comportamientos que este trastorno de ansiedad nos produce.

Por eso, hicimos una lista con comportamientos que puedes reconocer en tu propia vida, si estás padeciendo esto… ¡toma nota y asume el control de tus pensamientos y emociones!

1. La incertidumbre te produce una sensación de pánico y desesperación que impide concentrarte en tus actividades diarias, y que además se evidencia en hábitos como morderte las uñas, necesidad de caminar o moverte, o acariciarte el cabello continuamente.

via GIPHY

2. Estás constantemente evaluando situaciones que te suceden a diario, como queriendo buscar información que hubiera quedado en el olvida perfectamente. “¿Por qué habrá dicho eso?”, “¿Será que me equivoque con eso?”, son algunas de las cosas con las que te interrogas a diario.

via GIPHY

3. Los pensamientos negativos suelen predominar sobre los positivos, y eso generarte un sentimiento de incomodidad que no sabes calmar.

via GIPHY

4. No siempre tienes que parecer agitada, también puedes verte perfectamente tranquila y padecer este trastorno. Por ejemplo, cuando haces acciones sin sentido, y que funcionan como vía de escape ante la incomodidad que produce la ansiedad.

via GIPHY

Por ejemplo, dar saltos en la cocina o bailar en cualquier lugar, sin razón, como un acto de desesperación, e intentando cansar los pensamientos que no te dan tranquilidad y persisten en tu cabeza.

5. Puede suceder también que intentes estar muy ocupado; o el otro extremo; que prorrogues lo más que puedas esas cosas que debes hacer.

via GIPHY

6. Sientes pánico por situaciones que podrían o no sucederte en el futuro, y que no puedes controlar. Esto, con frecuencia, también podría causarte insomnio.

via GIPHY

7. Evitas momentos a solas a toda costa, y cuando los tienes, intentas que esté lleno de actividades que te eviten reflexionar y escuchar tu voz interior sin perturbaciones.

via GIPHY

8. Eres muy buena para conversar y ser extrovertida, pero no entiendes por qué no puedes establecer relaciones más duraderas.

via GIPHY

Ahora bien, una vez identificados estos signos, sería bueno saber cómo comenzamos a darle la batalla a este trastorno.

Lo ideal sería realizar pequeñas acciones que ayuden a contrarrestar este comportamiento, y que poco a poco se conviertan en un estilo de vida.

Por ejemplo, si cada vez que te quedas “un poco más en la cama”, tienes voces implacables en tu cabeza que te hacen sentir culpable porque estás perdiendo el día, contrarréstalos con ideas más positivas como “descansar también es productivo para mi cuerpo y mente”

O darte la oportunidad de contestar un texto de manera impulsiva, sin tener la necesidad de probar constantemente que tienes derecho a existir en este mundo.

Se trata de validar tus propios sentimientos, de sentirte bien con la persona que eres y ver la vida desde una perspectiva más optimista.

via GIPHY

En definitiva, es convertirte en tu mejor amiga, hablarte a ti misma bien, a pesar de las dificultades y los defectos que reconozcamos en nosotras… ¡es esa la clave para superar la ansiedad!

¡Toma un respiro y decide ser mejor de lo que ya eres!