*

Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

¡Me tocó el mejor papá del mundo! Imperfecto, pero el mejor

Te amo papá (pero ya deja de fumar)
¡Me tocó el mejor papá del mundo! Imperfecto, pero el mejor

¡Feliz día!

Me dio una nalgada por niña berrinchuda, me llamó la atención por quedarme dormida en la mesa, me exigió buenas calificaciones y al día de hoy (aún después de mis 30 años), si me ve con el tiempo encima me grita: “¡se te va a hacer tarde!” Me tocó el mejor padre del mundo (aunque a veces me dan ganas de ahorcarlo).

Te recomendamos Se necesita ser egoísta para ser feliz…

Me tocó el mejor padre porque ha sido parte importante de mi formación como persona, me heredó el don de la puntualidad o quizá, sólo me hizo desarrollarlo.

via GIPHY

Me puso el mejor ejemplo de que la escuela es fundamental y aunque a veces dice cosas que me sacan de quicio como: “no te quejes, para ustedes ahorita todo es más sencillo con Internet”, le agradezco que también me haya comprado mi primer libro de Julio Verne.

Mi padre, quien siempre nos presionó cuando teníamos algún evento social tocándonos el claxon del carro mientras corríamos en la casa entre vestido, maquillaje y tacones.

via GIPHY

Mi padre, el que cuando éramos pequeños nos cuidaba mientras nadábamos en la alberca o el que siempre decía saber llegar a un destino y después de algunas vueltas en el auto, terminaba preguntando a un peatón si íbamos en la dirección correcta.

Mi papá, esa persona imperfecta que se esfuerza en que yo no tenga defectos, mi padre quien pide respeto pero siempre está dispuesto a recibir abrazos.

Mi padre, el que nos llegó a regañar a mí y a mis hermanos por dormirnos tarde por jugar Nintendo, también fue el que me sirvió mi primer tequila, “para que no te tumben en cualquier fiesta”, me dijo.

Mi papá, el que dice que se va a dejar de ver futbol cada que pierde su equipo favorito, el mismo que me iba a ver jugar los sábados en mi equipo de basquetbol.

via GIPHY

Mi padre, quien me enseñó a bailar rock and roll y a dar un golpe con el puño para defendereme.

Mi papá, el que me tocó, es el mejor padre del mundo, el mismo que a veces, incluso ya a estas alturas de mi vida me regaña cuando se me hace tarde o mis zapatos no están limpios…

Mi padre… Gracias por el ejemplo que me diste, por los regalos prometidos, por las enseñanzas cumplidas y los momentos de complicidad, gracias por levantarte al amanecer para llevar el pan a la mesa, gracias por hacer que nunca faltara comida y aunque tampoco sobraba, nunca conocí el hambre ni un Día de Reyes triste, por muy humilde que fuera mi sorpresa.

via GIPHY

Mi papá, el que me enseñó las canciones de Engelbert Humperdinck, pero le gustan las canciones de Café Tacvba.

Mi padre, el que cuando intentó cambiarme un pañal fue un desastre, el que me machucó mi dedo con la puerta del carro, el que me llevó al hospital con mi lesión de rodilla y le simpatiza a todos mis amigos.

Mi papá, imperfecto pero el mejor. Gracias por todo papá (pero ya deja de fumar…) ¡Te amo! Feliz día del padre.

via GIPHY

Si tú también tiene un papá imperfecto pero lo amas o si la vida te lo prestó sólo por un momento, no importa su recuerdo nos cobija y nos alentará a ser mejores, siempre…

Te podría interesar:

10 peinados fáciles para llevar al trabajo

Esta es la razón por la que Cameron Díaz se alejó del cine