Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

Los hombres que toman cerveza son mejores en la cama (según estudio)

No lo decimos nosotras, lo dicen expertos

¿Lo imaginabas? 😱

No lo decimos nosotras, lo dicen los expertos ☝

Te recomendamos: los 4 puntos desconocidos de máximo placer en el cuerpo masculino

Todo en exceso es malo, sin embargo, TODOS conocemos nuestros límites para saber cuando decir basta al alcohol. Tomar una copita de vino o una cerveza al día puede relajarnos, sin embargo, NO son los únicos beneficios que se tienen.

via GIPHY

De acuerdo a un estudio publicado en el portal Askmen los hombres que toman cerveza tienen mayor rendimiento sexual y son mejores en la cama 😱 estas son 4 explicaciones de porqué:

1. Mejores erecciones
La cerveza Guinness contiene antioxidantes que ayudan a que el fluyo sanguíneo en las venas y arterias sea mejor y más rápido, lo cual es esencial para que el miembro de tu pareja se anime y mantenga así por más tiempo.

2. Te relaja
Como ya mencionamos anteriormente, una cerveza nos ayuda a relajarnos. El estrés y las presiones hacen que los hombres tengan una eyaculación precoz, por lo que tomarse 1 o 2 cervezas antes de ir a dormir ayudará en la producción de fitoestrógenos, encargados de retrasar la eyaculación.

via GIPHY

3. Los pone de humor
La cerveza oscura es una fuente rica en hierro, el cual incrementa la producción de células rojas y la circulación de la sangre. Esto hará que sea más fácil conseguir que el miembro masculino se anime y dure más tiempo de lo que está acostumbrado.

4. Aumenta su resistencia
Ingerir cantidades moderadas de cerveza son buenas para el corazón y aumentan la resistencia: los estudios demuestran que medio litro de cerveza al día ayudan a prevenir ataques cardíacos, derrames cerebrales y enfermedades cardíacas. Además, si se combina con ejercicio se obtiene mayor resistencia cardiovascular.

via GIPHY

¡Síguenos en facebook!

Quien diría que la cerveza ayudaría en la intimidad 🙈 10 razones por las que te sientes incómoda al recibir estimulación oral.