Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

El peor amor es el que regresa después de haberse ido

¿Qué tan familiar te resulta lo siguiente?

¿Te ha pasado?

¿Qué tan familiar te resulta lo siguiente? ¿Has vivido esto en el amor?

Es la historia de mi vida, enamorarme y dar todo en una relación, adaptarme a la compañía de una persona que llega a sacudir desde mi rutina hasta la intimidad de mi habitación.

Me ha pasado más de 5 veces y si mi mejor amiga estuviera a mi lado, lo confirmaría, sé que algunas mujeres se enfrentan a ciertas coincidencias a lo largo de su vida amorosa, la mía es enamorarme y luego aceptar que la otra persona decide terminar porque no está segura del amor que siente por mí.

via GIPHY

Se ha dicho que en el amor repetimos patrones, que debemos de hacer un ejercicio de introspección para saber por qué siempre escogemos a la persona equivocada.

Yo aún no encuentro el mío, pues juro que cada relación la he comenzado con la esperanza de tener una relación estable y hoy tengo que decirlo, el peor amor es el que regresa después de haberse ido.

No me pongo en el papel de víctima, esto es parte de mi historia, me dieron como motivo de separación: que habían sido infieles, problemas entre familias, diferencias de personalidades, crisis existenciales y hasta enfermedades, pero tiempo después de dejarme con el corazón roto, mis ex, regresaban pidiendo una oportunidad, pues al dejarme, se dieron cuenta de que en realidad “me amaban”.

Supongo que eso suena bien para quienes desean alimentar el ego y reconozco que dentro de todo lo malo, es lo único rescatable, pues regresar, un año o 2 meses después de que te sacan de su vida, con el discurso: “perdón, no estaba seguro pero ya sé que lo quiero es a ti”, es frustrante.

via GIPHY

Sí, regresaron con ganas de formar una familia y otras promesas que hubiera estado bien dijeran antes de marcharse pues al irse desecharon todos “nuestros” sueños.

Todos ellos fueron tras sus propias ilusiones, y está bien, pero no se dieron cuenta de que al marcharse dejaban la puerta abierta para que se salieran mis sentimientos, además entre la decepción y la incertidumbre, aprendí a crear historias para tratar de encontrar respuestas y sobre todo, la paz.

Acepté no ser amada, aprendí a desearles la felicidad aunque no fuera a mi lado, entendí que siempre puede venir algo mejor y que no puedo aferrarme a un amor que no me corresponde, y cuando regresan para tratar de remediar las cosas, pretenden que vuelva a hacerme a la idea de que lo que pudo ser (y no fue) siempre sí será.

¡No! Después del daño que hicieron no se merecen regresar y mover todo otra vez, porque sé que no lo merezco y no lo quiero en mi vida, si tú te estás identificando con esto, quiero que te lo grabes y lo repitas conmigo:

“No esperes a perderme para estar seguro de quererme a tu lado, no tengas que recuperarme para saber que deseas estar conmigo, no esperes que tu vida esté bien para venir a mover la mía.”

No dudo que haya amores que tengan esta oportunidad de reencontrarse, pero al menos en mi caso, ha sido injusto pues entre sus pretextos han habido mentiras y cobardías que no son compatibles con el amor.

via GIPHY

Sí, lo acepto, me dolió entender que cada relación terminaba y me llevó tiempo sobreponerme a cada una, pero hoy, no estoy para dar oportunidades a quien abandonó tajantemente una relación sin dar tiempo para arreglarla.

A pesar de todo me siento tranquila, porque sé que puse de mi parte para que las cosas fluyeran, que en mí no quedó y que no hice algo que les faltara.

Me siento orgullosa de mí, de haberme dado mi lugar, de haber recogido los cachitos de mi corazón después de cada frustración y haber hecho todo para estar bien, todo esto me hizo una mujer más fuerte, más decidida, que sabe lo que vale y lo que no está dispuesta a vivir.

Sé que puede llegar alguien que no necesite perderme para confirmar que quiere estar conmigo o al menos, prefiero tomar el riesgo de esperar lo que el futuro me ofrezca y no estancarme con decisiones equivocadas.

via GIPHY

Si al igual que yo, has pasado o estás pasando por este tipo de amor, quiero decirte que eres más fuerte de lo que crees, que confíes en el día de mañana y que no pongas en riesgo tu dignidad por un amor que no vale la pena.

La vida sigue y todas merecemos ser felices, sobre todo cuando pensamos, decidimos, hablamos y actuamos a favor de lo que nos da paz y armonía en nuestra vida.

Te recomendamos Señales de que tu pareja no le hace bien a tu vida