Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

Cuídame, porque no soy de las que regresan

Una persona que nos ama no nos daña

Cuídame como lo haz hecho hasta ahora

Mi abuela solía decirme que “amar a alguien es darle el poder de destruirte y confiar en que no lo hará.” A veces, cuando a amamos a una persona le perdonamos muchos errores y equivocaciones creyendo que cambiará, que es pasajero el daño que nos llega a hacer. Uno aguanta lo que tiene que aguantar.

Te recomendamos:

-La vida es muy corta para aferrarse a un amor no correspondido

Así puedes saber que no tienes chance con él (por WhatsApp)

El amor es aguantar, perdonar y seguir adelante pero, claramente TODO en este mundo tiene un límite. Podremos tener mucha paciencia, tolerancia y amor, sin embargo, no vamos a permitir que los malos tratos duren para siempre.

Con el tiempo sabes las cosas que le molestan a tu pareja, lo que ama, lo que le duele y… También él debería de conocer y saber las tuyas.

Una persona que nos ama no nos daña, no nos dará motivos para alejarnos y nos cuidará para que sigamos con él por mucho tiempo y, si se puede toda la vida.

Por eso te lo pido: cuídame, que no soy de las que regresan. Cuídame como yo cuido de ti, cuídame en las buenas pero sobre todo en las malas.

Cuídame como lo haz hecho hasta ahora: cuando me enfermo o me siento mal, cuando voy en la calle, cuando estoy bajo el efecto del alcohol.

Cuida, valora y atesora el amor que te doy, el que tú me das y el que hemos construido. Aunque ya nos tengamos, el amor es algo que se construye día a día, no sólo un momento ni por ratos.

Cuídame cuando más insoportable sea, porque es cuando más te necesito. Yo prometo cuidarte, prometo quedarme cuando todo lo demás falle y nosotros sea lo único que tengamos.

Cuídame: una vez que diga hasta aquí se acabó, no habrá marcha atrás. Cuídame porque no soy de las que regresan.

¿Ya nos sigues en Facebook?