Buscar
  • Escribe al menos 3 letras para buscar.

¿Cuándo va a parar esto? Periodista colombiana sufre acoso en Rusia

Las mujeres no somos objetos para ser tratadas así

¡Ya basta!

Una imaginaría que en un país de primer mundo como lo es Rusia, el acoso no es visible con tanta facilidad…

Te recomendamos:

¡Advertencia! 5 señales de que necesitas cambiar de pareja

Las 5 fortalezas que convertirán tu día en un auténtico éxito

Sin embargo, Julieth Therán, una reportera colombiana comprobó que el acoso siempre estará presente. Julieth se encontraba transmitiendo en vivo desde Saransk, ciudad donde Colombia se entrentaría a Japón cuando un fanático se acercó, le pasó el brazo por los hombros, le dio un beso en la mejilla y ¡le agarró un seno!

A pesar de este incómodo momento la colombiana continuó haciendo su trabajo como si nada hubiera pasado…

Ante esta situación ella sabe que los fanáticos pueden dejarse llevar por la euforia y la pasión del fútbol, pero siempre debe existir RESPETO e igualdad de género entre hombres y mujeres.

No es la primera en sufrir esto

En abril la reportera mexicana, María Fernanda Mora, sufrió acoso mientras transmitía el festejo de los fanáticos de las Chivas… La diferencia fue que Fernanda sí reaccionó estando en vivo.

De igual forma varias reporteras brasileñas se unieron contra el acoso que sufren cada vez que salen a trabajar: el querer ser besadas, el ser manoseadas o cuando invaden su espacio personal.

El mensaje que los hombres tienen que entender

Las mujeres son capaces de entender la pasión y afición que tienen por este deporte, pero no es motivo para faltar el respeto y acosar a la persona que está haciendo su trabajo.

Si uno busca acoso sexual en internet, muchas referencias arrojarán la palabra incomodar o tocar sin su consentimiento a esa persona: por ende un simple beso, acercamiento o caricia sin permiso de esa persona es considerado acoso.

¿Ya nos sigues en Facebook?

Esperemos que sin importar las circunstancias en las que estas reporteras sufrieron algún tipo de acoso las autoridades o cadenas televisivas hagan algo para proteger a sus mujeres, el acoso no debe tomarse a la ligera ni permitir que siga ocurriendo.